HISTORIA

Los inicios de nuestra institución están vinculados directamente a la Corporación de Desarrollo de La Unión, tras la asesoría técnica que recibió la organización de empresarios unioninos por parte del Instituto de Turismo de la Universidad Austral de Chile.

El trabajo de la universidad vio sus primeros frutos en diciembre del 2006  cuando se dio vida al Consejo Público Privado de la Cuenca del Ranco, una evolución de la corporación unionina, pero extendida a las comunas de La Unión, Río Bueno, Lago Ranco, Futrono y Paillaco a través de sus alcaldes y los privados del turismo representados en sus gremios

Un hito importante ocurrió el 5 de marzo del 2007, cuando el directorio del consejo  decidió contratar a la profesional Roxana Sandoval Navarro, para asumir la Secretaría Técnica del organismo.  

Ese mismo año, en el mes de octubre, fue fundada la región de Los Ríos y nace la provincia del Ranco con la ciudad de La Unión como capital.  

El 2008, la cuenca del Ranco fue declarada TERRITORIO EMPRENDE, programa gubernamental que perduró hasta el 2010 y permitió sentar las bases de nuestra corporación. 

De esa manera a las 19 horas del 13 de Julio del 2009 se constituyó en La Unión la “Corporación Consejo Privado de la Cuenca del Ranco” integrada por 23 empresarios de las cinco comunas que conforman el destino, en su mayoría vinculados al sector turístico y silvoagropecuario.

El 3 de agosto del 2010 fue publicado el decreto de la personalidad jurídica de la Corporación Del Ranco. 

El primer directorio estuvo integrado por las siguientes personas:  

Presidente: Augusto Grob Fuchs
Vice: Jaime Reyes Durán

Directores: 
Eduardo Proboste Furet
Esteban Garrido Muñoz
Mauricio Ovando Hernández
Roxana Sandoval Navarro, secretaria ejecutiva
.

Nuestra institución nació con la misión de promover el desarrollo económico en la Cuenca del Lago Ranco, apoyando los emprendimientos locales, mediante la articulación de iniciativas público-privadas, contribuyendo así a mejorar la calidad de vida de sus habitantes. 

La visión de futuro era transformar a la corporación en un referente nacional e internacional de transformación de un territorio, basado en un modelo de desarrollo sustentable.

Objetivo general del proyecto era fomentar la calidad de los productos y servicios de turismo cultural del destino Cuenca del Lago Ranco. 

  • Transferir conocimientos, herramientas y técnicas al capital humano del turismo y la cultura del destino Cuenca del Lago Ranco. 

  • Fomentar la gestión sustentable de los recursos culturales del territorio Cuenca del Lago Ranco a través del turismo cultural e intercultural. 

  • Difundir y concientizar a los actores del territorio en experiencias exitosas de productos de turismo cultural e intercultural que existen en el país. 

El 2010 fue inaugurada en el sector de Coique, comuna de Futrono, la primera versión de la Feria Gastronómica Sabores y Sensaciones del Ranco. El 2013 parte Ranco Diseño, feria especializada en decoración. Ambas exposiciones se transformaron en íconos regionales y el rostro público de nuestra corporación. 

IDENTIDAD

A pesar de la falta de experiencia de la organización de actividades masivas, desde un comienzo la corporación decidió profesionalizar la feria, por ello fue contratada la empresa Praxedis, líder nacional en organización y montaje de exposiciones, que nos ha acompañado durante estos años.      

También desde un comienzo se establecieron lazos con medios de comunicación especializados que no sólo nos ayudaron a transmitir nuestras iniciativas, sino también entregaron su experiencia para una mejora progresiva. 

Muy importante resultó el trabajo con Revista Paula que organizó una jornada de transmisión de experiencias del equipo de Paula Gourmet, sobre el cual se cimentó el sello que hoy nos distingue a nivel nacional. 

Sin embargo, a través de las primeras versiones de Sabores y Sensaciones, fue posible detectar la necesidad de enriquecer los fundamentos de la identidad de la cuenca del Ranco, en todos sus ámbitos y con sus actores principales.

Consciente de esa necesidad vital, la corporación se transformó en gestora y ejecutora de numerosos proyectos destinados a recopilar y rescatar tradiciones regionales en todos los ámbitos del quehacer cultural.